La concesionaria de los subtes en la ciudad informo sobre la obra de repotenciación de la Línea D

La presidenta de Subterráneos de Buenos Aires S.E. (SBASE), Manuela López Menéndez, informó sobre el avance de la obra de repotenciación de la Línea D, fundamental para  brindar una mayor confiabilidad del sistema eléctrico y mejorar el servicio.

Se trata de un refuerzo de las instalaciones, fundamental para hacer frente a la nueva demanda de energía producto de la incorporación de trenes para mejorar la frecuencia y el uso del aire acondicionado –la Línea D cuenta con el 100% de su flota con aire-.

Esta es una obra fundamental para la operatividad del servicio y se hacen junto con los trabajos de repotenciación de las líneas B, C y E que beneficiaran mucho el servicio.

La obra – que incluye también a la Línea C- permitirá incrementar la potencia instalada en un 82%. Comprende el refuerzo del tendido eléctrico con cables de mayor potencia y tecnología actual a lo largo de los túneles y la mejora de las subestaciones rectificadoras.

En los túneles se está realizando un tendido de cables de corriente continua, de tracción y de media tensión, necesarios para aumentar la potencia de las subestaciones. Además, en cada subestación se están renovando los equipamientos de celdas de media tensión y de corriente continua de tracción para mejorar la potencia de la línea.

Asimismo, se está incorporando una conexión en anillo entre subestaciones para conseguir un sistema más seguro, de modo que ante la falla de una subestación las otras sigan garantizando el servicio. El sistema así no solo será de mayor capacidad sino que ofrecerá más flexibilidad y seguridad en el servicio.

Esta obra se suma a los trabajos de repotenciación de las líneas B y E, y entre las cuatro beneficiarán a casi un millón de pasajeros que las utilizan todos los días. Además, en la Línea D se está renovando el sistema de señalamiento con la instalación del moderno CBTC, que permitirá brinda un servicio más regular y confiable. 

Obra de accesibilidad y circulación en 9 de Julio

La estación 9 de Julio forma parte de la Central Obelisco, uno de los puntos más congestionados de la red donde combinan las líneas B, C y D y donde avanza una obra de accesibilidad, circulación y evacuación.

Ya se inauguró el nuevo acceso sobre la calle Sarmiento, con escaleras mecánicas y ascensores, y en la estación 9 de Julio avanza la construcción de un pasillo paralelo al andén sentido a Catedral, el más crítico ya que por ahí circulan los pasajeros que combinan las líneas B y C y D, que permitirá una circulación más fluida y una mayor seguridad.

También se expandirán ambos andenes de Diagonal Norte y se incorporará un ascensor -que unirá la vereda y el andén sentido a Congreso de Tucumán de la Línea D-, salas auxiliares y de ventilación para el conjunto de estaciones.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *