Breves de la ciudad

Estación de trenes de Liniers

La Defensoría del Pueblo de la Ciudad de Buenos Aires advirtió a las autoridades nacionales y porteñas luego de un relevamiento en la estación ferroviaria de Liniers, sobre las deficientes condiciones de seguridad e higiene del lugar, además de informarles sobre contaminación del suelo por hidrocarburos, abastecimiento clandestino de combustibles, deficitario estado de las estructuras fijas, de instalaciones eléctricas e instalaciones electromecánicas.
La lista de reclamos a los dos gobiernos es extensa: muros sin revestimiento, no hay desagües pluviales, los galpones en mal estado de conservación, acumulación de residuos, escombros y materiales en desecho, falta de luminarias de emergencia, locales comerciales con conductores eléctricos con cables expuestos y precarias condiciones edilicias y de mantenimiento, igual que en el puente peatonal que tiene cajas de luz con cables al descubierto. Todas estas indicaciones comprometen la seguridad de los transeúntes, además del incumplimiento a la normativa prevista en el Código de la Edificación de la Ciudad Autónoma de Buenos Aires, punto “7.7.8.0.
La Defensoría del Pueblo hace cargo a los dos gobiernos de cualquier contingencia negativa hacia los ciudadanos si no se revierte esta muy peligrosa precariedad en la estación de Liniers.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *